Suelto escrito por Pepe Marquina

Se llama José Mari. Somos amigos. 

Le gusta comprarse coches como a mí periódicos.

Se ha comprado uno que me parece envidiable.

Pero José Mari tiene un problema. Me dice que se le va a la derecha. Cuando quiere girar en una calle a la derecha, el coche lo hace 100 metros antes de llegar al desvío.

Yo le dije que lo llevara a la casa donde lo compró. Lo tuvieron dos días y le hicieron varias pruebas. Llamaron a fábrica y dijeron que estaba bien.

José Mari comenzó a decir que era la carretera la que estaba mal, porque su coche se iba hacia la derecha y le suponía mucho esfuerzo mantener el sentido deseado. Llamó a Fomento cuestionando el trazado. Varios inspectores se personaron y certificaron la corrección de la carretera.

Yo le he dicho, con delicadeza, que se centre, que a lo mejor el problema no es el coche, ni la carretera.

Se me ha quedado mirando con una cara un poco rara, como si hubiera entendido que el problema es él.

Fin…

Anuncios