Suelto escrito por Pepe Marquina

“Una mujer americana se gasta una fortuna para volverse tonta”. (Que no es lo mismo que: “Se vuelve tonta una mujer americana al gastarse una fortuna”). Este es el título de la noticia.

Intenta ser una Barbie de carne y hueso.

Quiere tener la misma cara, el mismo peinado, la misma ropa, los mismos ojos, el mismo pelo… y lo que es más interesante, el mismo cerebro.

No es fácil conseguirlo. Aunque todo, casi todo se arregla con dinero.

Dónde más dificultad encuentra esta persona inteligente es con la capacidad mental, con el cerebro.

¡Quiere reducir su capacidad mental! Y los demás peleando toda la vida para aumentarla. Esto no hay quien lo entienda.

Parece que lo está consiguiendo, incluso ella pone ejemplos que yo no quiero reproducir, por dignidad.

Está muy contenta con su nivel de “antiinteligencia” que está consiguiendo. “Lo natural es aburrido -dice-, me gustaría ser totalmente de plástico”.

Fin…

Anuncios