.

En las fiestas de los pueblos te puedes emborrachar por poco dinero, puedes tratar de tú a tú a las vaquillas o a los toros en los encierros,  puedes vestir a tu aire e impregnar tu camiseta blanca con abundante vino como muestra de lo bien que te lo estás pasando, está permitido dormir en las aceras, conducir por la izquierda, fumar en los bares,  orinar en plena calle,  bañarte en las rotondas y vomitar sin límites.

En algunos pueblos la actividad lúdico-festiva, artística, folclórica, cultural,  e incluso deportiva más atractiva es la llamada “codornices al tubo”. Está calando en la población.

Con una estructura de madera y metal colocan en el interior de un tubo una codorniz viva. Sin obligarla, sin ningún empujón,  y sin ánimo de asustarla, el animal sale despedido a propulsión con  dirección al cielo. Antes de posarse en el suelo es abatida por los expertos tiradores. Quién más codornices mata, se lleva el mayor premio. Se están vendiendo muchas escopetas. Está calando en la población.

.Codornices

Suelto escrito por Pepe Marquina

Anuncios