.

En realidad he cometido un error ortográfico. Y todo por un punto. Nunca creí que un punto tuviera tanto valor.

Resulta que la frase “Se admiten perros tranquilos”, no es correcta. La leí de forma incorrecta. Hice una mala lectura. De ahí mis disculpas. Falta un punto que yo no lo vi. Después de perros. Por tanto la frase sería esta:

“Se admiten perros. Tranquilos”.

Ahora queda claro. En el hotel se admiten perros.

Lo que yo no tengo claro es la palabra tranquilos. No sé si va dirigida a los dueños o a los perros. Yo creo que la frase va dirigida a los perros, para que estén tranquilos porque sÍ los admiten en el hotel y no tienen que dormir a la intemperie hasta que los dueños descansen a pierna suelta.

.mascotas

Suelto escrito por Pepe Marquina

Anuncios