En la época del nazismo,  Einstein no lo debió de pasar muy bien. Como era judío tuvo que soportar una guerra en su contra preparada para desprestigiar sus investigaciones.

Se editó un libro con las opiniones de cien científicos que uno a uno contradecían los argumentos de Einstein. Su título: “100 autores en contra de  Einstein”.

¿Por qué cien? -preguntó Einstein. Si estuviera errado con uno sería suficiente.

Ya lo decía Jonathan Swift: “Cuando aparece en el mundo un gran genio, se le puede reconocer fácilmente porque todos los necios se conjuran contra él”.

.La conjura de los necios

Suelto escrito por Pepe Marquina

Anuncios