Inicio

BIOGRAFÍA CONCISA DE MYKE SELVE ..Alejandro Nanclares

1 comentario


SEGUNDA PARTE – (TRES HISTORIAS ÉPICAS) by BROTHER W. KELLOGG

Prof. de Grado Asociado al Antropologic Dpart.
De Salish Kootenai College- (St. Pablo, 406- Campus Univ.)

 Traducción: T. NANCLARES


Leer la Primera parte

BIOGRAFÍA CONCISA DE MYKE SELVE-Mujer con niño3

Aquella pobre anciana solitaria -y en opinión del reportero “un tanto ausente “- en que se había convertido para cuando le hicieron la entrevista, recordaba poco más. Pero sí que el día en que

nació el hijo, las demás mujeres no le hicieron la “fiesta de leche nueva“. Tampoco cruzaron la “flor del junco” para su niño. Así que en cuanto pudo ponerse de pie, ella misma bajó a la mimbrera del río a tejer la cunita. Más

Anuncios

“BIOGRAFÍA CONCISA DE MYKE SELVE” ..Alejandro Nancalares

1 comentario


PRIMERA PARTE – (TRES HISTORIAS ÉPICAS) by BROTHER W. KELLOGG

Prof. de Grado Asociado al Antropologic Dpart.
De Salish Kootenai College- (St. Pablo, 406- Campus Univ.)

 Traducción: T. NANCLARES


 BIOGRAFÍA CONCISA DE MYKE SELVE-Mike Selve

La escasez de auténticas noticias sobre su vida es algo que no por conocido deja de resultar asombroso. Naturalmente, nos referimos a datos fehacientes y no a ese extenso aunque pintoresco anecdotario que generaron ciertas editoriales baratas y que, por su parte, jamás se ocupó en desmentir. Es más, podría llegar a sospecharse que de alguna forma él mismo contribuyera a su difusión Más

“Mi abuelo” … Merche Postigo

4 comentarios


MI abuelo con Mi madreEran las seis de la mañana. Mi hermano mayor hablaba con el medico en el pasillo de la planta de geriatría del hospital. Yo, sentada en la sala de espera, algo distante de ellos, podía verlos pero apenas si los oía, esperaba noticias. El médico, con gesto sereno, parecía preocupado mientras explicaba a mi hermano la situación de la enferma. “Tu madre, es una mujer muy fuerte y está luchando mucho, pero no queda apenas tiempo” – creí entender. Me gustó como mi hermano se tocaba la barbilla con ademán preocupante al mismo tiempo que miraba hacia mí con extrañeza. Como si la culpa de que nuestra madre tardara tanto en morir fuera mía. Escuché un insulto, me giré y vi como mi hermano (hombre de poca paciencia y de enfado rápido pero breve) perdía los nervios. Se acercó a mí con la mirada encendida y después de un segundo de indecisión, visiblemente afectado me comunicó sus deseos. Más

Con un ojo abierto

Mi manera de mirar las cosas que (me) pasan.

Multiversal

un blog de Pablo Giordano

Memorias de una princesa

Una vida con un propósito que cumplir...

Cristian Castro Rodríguez

Siembra lo que deseas recoger

A %d blogueros les gusta esto: